Río Fortalecillas “agoniza” lentamente

255

La concejala Leyla Rincón hizo un llamado urgente para que las autoridades pertinentes intervengan lo más pronto posible este afluente que surte con sus aguas al río Las Ceibas que abastece de agua a la ciudad de Neiva.

Especial/24-7Semanario

Agonizando, así de esta manera es que el río Fortalecillas muere lentamente ante la carencia de autoridad para su protección, así lo hizo saber la concejala Leyla Rincón luego de adelantar varias visitas  al corregimiento y percatarse por sí misma de la situación.

“A pesar de las luchas de las comunidades y que llevan décadas, gran parte del río está siendo utilizado para regar cultivos y a la parte poblada de Fortalecillas ya no llega el rio” sostuvo la cabildante.

En algunos tramos es evidente la disminución del cauce por captación ilegal del líquido.

Y añadió “antes se contaba con un río donde la gente gozaba de paseos de olla los fines de semana y ahora es preocupante porque el acueducto depende mayormente del río para surtir el agua de las 70 microempresas dedicadas a realizar los bizcochos de Achira, Empresas que son tan reconocidas a nivel Nacional y la falta de agua para personas de la comunidad, la calidad del agua no es muy buena porque hay muy poco flujo de agua, al haber poco flujo no se purifica al 100% y esto hace que el agua se torne más pesada.

Para la concejala, los permisos otorgados para captar agua del río no han sido respetados y es ahí en donde se afecta el caudal del afluente.

De acuerdo con la cabildante lo alarmante en estos momentos es que en la parte media del río el cauce está completamente seco y el agua reducida a un pequeño canal cuando antes tenía cerca de 30 metros.

Así luce el afluente en varios tramos.

“Acá, se han entregado unas licencias para sacar material de playa y usted lo que encuentra allí, ya es un río sin cauce (…) esto es algo impresionante.

Según las denuncias, a la empresa que está asentada en el área de influencia del río, le han otorgado un título minero a nivel nacional pero lo lamentable dicen los denunciantes es que no se le ha hecho un verdadero seguimiento a lo concerniente a ocupación de cauce.

“Evidenciamos que una gran cantidad de árboles han muerto porque ya no hay agua; en lo que tiene que ver con la reforestación, tampoco se ha cumplido por parte de la empresa que tiene el título minero, existen arboles de unos cuatro metros de altura pero sin una sola hoja lo cual ya es un detrimento patrimonial”.

La problemática del río Fortalecillas es de vieja data.

Sin planta de tratamiento

Una de las preocupaciones del colectivo ambiental que dirige la concejal Leyla Rincón, es lo concerniente a la falta de una planta de tratamiento de aguas residuales porque en la zona urbana ya llegan los vertimientos que aceleran la agonía del río Fortalecillas.

“Se hace necesaria y urgente una intervención de la máxima autoridad ambiental del Huila para con este afluente que surte con sus aguas a las Ceibas”

Años de lucha

Por su parte el Presidente de la Junta de Acción Comunal, Alirio Medina, señaló que la problemática del río Fortalecillas es de vieja data y en donde sus peticiones no han tenido eco alguno ante las autoridades pertinentes.

Medina sentenció “los peces se están muriendo porque el río se está secando”, sostuvo.

Las mediciones de caudal arrojan cifras alarmantes.

Frente a esta problemática, señaló que es preocupante ver como en el Tomo de la Florida y en el Tomo de San Diego cambia el rumbo del río; en su momento el ex concejal Juan Carlos Ramón realizó una acción de tutela frente al tema, pero aún no se ha obtenido respuesta.

En este punto la comunidad quiere hacer nuevamente las peticiones al Procurador Agrario y la CAM, buscando que se resuelva de una manera oportuna este problema, si no logran la atención y solución a esta situación, buscarán la manera de trasladarse a la ciudad de Bogotá y transmitir este fracaso que se tiene con las entidades vigilantes del Río Fortalecillas.

Que dice la CAM

El poco cauce hace que mueran cantidad de peces.

Rio Fortalecillas, corriente ordenada y reglamentada

La reglamentación de la fuente hídrica rio Fortalecillas se realizó con el fin de lograr una distribución equitativa del recurso hídrico y su uso eficiente, así como para proteger sus condiciones hidrobiológicas y ecosistémicas.

Mediante resolución No. 0415 del 31 de marzo del 2005, se reglamentó esta corriente que discurre por los municipios de Tello y Neiva en el departamento del Huila.

De acuerdo a la entidad la oferta hídrica superficial corresponde a un caudal promedio de 4.512 litros por segundo (periodo 2015-2020) antes de la primera captación a la altura de la estación hidrológica Finca La Victoria de propiedad de la CAM. La modelación hidrológica realizada por la CAM mediante el modelo WEAP estimó un caudal para la fuente por encima de 4.4 m³/s.

De acuerdo a lo anterior, el balance hídrico actual de la corriente Fortalecillas es el siguiente:

  • Caudal promedio: 4.512 Litros Por Segundo (lps)
  • Caudal total de oferta para distribuir: 3.150 lps
  • Caudal demanda área productiva: 2.886 lps
  • Caudal demanda acueducto: 54,47 lps
  • Caudal mínimo ecológico: 150 lps
  • Caudal promedio entregado al Rio Magdalena: 1.571 lps

Según los seguimientos realizados, la CAM ha emitido diferentes actos administrativos de modificación a la resolución 415 de 2005, correspondientes a trámites de traspaso de concesión de aguas, cambio de uso y división de caudal solicitados por los usuarios atendiendo la dinámica productiva y tradición de predios, sin embargo, cada modificación no ha implicado aumentar el caudal concesionado inicialmente.

Para el río Fortalecillas, se hace necesaria y urgente una intervención de la máxima autoridad ambiental del Huila para con este afluente que surte con sus aguas a las Ceibas.

El uso y aprovechamiento de las aguas de la fuente hídrica río Fortalecillas beneficia un área productiva mayor a 1.600 hectáreas y a los acueductos veredales de la Jagua, La Mojarra y Venadito e inspección de Fortalecillas, para una demanda total de 3.0 metros cúbicos aproximadamente. A la fecha existen veintidós (22) usuarios con actividad piscícola y ciento diecisiete (117) usuarios con actividad agrícola, en total ciento cuarenta y un (141) usuarios distribuidos así:

UsoÁrea (Ha)Demanda (lps)
PISCICOLA68.89241.12
ARROZ1,287.102,316.78
PASTOS138.09110.47
CACAO67.3694.30
OTROS103.00123.60
DOMESTICO (Junta de Acción Comunal Fortalecillas e inspección Fortalecillas)54.47
Total1,664.442,940.75

La actividad productiva agropecuaria sustentada en el agua del rio Fortalecillas genera una producción anual estimada de 21.304 toneladas de arroz, 1.653,41 toneladas de peces, 28.29 toneladas de cacao y 195.7 toneladas de otros cultivos como cereales.

Lo anterior refleja la gran importancia de esta corriente hídrica para el desarrollo de las actividades agropecuarias que allí se generan aportando al crecimiento socioeconómico y seguridad alimentaria ligado a la generación de empleo y por ende al mejoramiento de la calidad de vida de los habitantes en la región norte del departamento del Huila.

Es importante señalar que esta reglamentación permite el uso recreativo durante los domingos y días festivos en horario comprendido entre las 5:00 A.M a 5:00 P.M. tiempo en el cual los usuarios de la corriente Río Fortalecillas deberán utilizar únicamente el 50% del caudal concesionado.

Seguimiento a corriente reglamentada

En lo corrido del año 2020 la Corporación ha realizado ciento dos (102) visitas técnicas de seguimiento, en las que no se evidenciaron conflictos sociales de alto impacto, anomalías o mortandad en la fauna íctica, verificando además el cumplimiento del caudal ambiental, que corresponde a aforos superiores a 150 litros por segundo. Sin embargo, se identificaron algunos usuarios realizando mayor captación del caudal concesionado, predios con cambios de uso de suelo, usuarios piscícolas sin permiso de vertimiento, y usuarios que no contaban con obras hidráulicas aprobadas que permiten derivar y controlar el caudal concesionado.

Ante esta situación la Corporación en el ejercicio de su función como autoridad ambiental adelanta siete procesos sancionatorios frente al incumplimiento de las obligaciones establecidas en la resolución que otorga la concesión de agua superficial.

A pesar de lo anterior, en los últimos días la Corporación recibió denuncias de la comunidad por evidencias de afectación del río Fortalecillas y dispuso de visitas de control en 95 puntos estratégicos de la fuente en la semana del 26 al 30 de octubre de 2020, encontrando una oferta hídrica antes de cualquier derivación de 3.839 litros por segundo (aforo realizado el 27 de octubre de 2020), caudal suficiente para atender la demanda concesionada de 2.940 litros por segundo y el caudal ambiental mínimo de 150 litros por segundo.

No obstante, este mismo día (27 de octubre) se presentó un caso particular al realizar la medición de caudal aguas abajo de la captación denominada “Canal El Cequión” que arrojó un registro de 105 litros por segundo, afectando el caudal ecológico que debe ser de mínimo 150 litros por segundo. De los registros de caudales realizados al cauce principal y sus derivaciones por la Corporación, se identificaron veintidós (22) usuarios que estaban derivando mayor caudal al concesionado.

Al realizar el seguimiento de control el día 29 de octubre de 2020, se evidenció una recuperación del caudal en la fuente, alcanzando 635 litros por segundo aguas abajo de la captación “El Cequión”, volumen superior al caudal mínimo ecológico.

Una vez identificadas las afectaciones ambientales y elaborados los conceptos técnicos, la Corporación desarrollará los procesos administrativos a que haya lugar de conformidad con la ley 1333 de 2009.

A pesar de los ingentes esfuerzos que pueda desarrollar la autoridad ambiental para el seguimiento y control, es totalmente necesario el compromiso de la comunidad en torno al uso eficiente y ahorro del agua, así como la generación de una conciencia colectiva en el cumplimiento de los deberes adquiridos en el momento de obtener la concesión de agua para garantizar la sostenibilidad del recurso hídrico.

Compensaciones

Con el fin de contribuir a la protección de la cuenca alta del rio Fortalecillas, la corporación realiza acciones encaminadas a la recuperación de la cobertura protectora, entre las que se destaca por ejemplo la adquisición de un predio de 130.8 hectáreas como producto de una compensación ambiental en el año 2019; así como el mantenimiento a 20.548 árboles sembrados, en el marco también de otras compensaciones ambientales.

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

× Contáctenos vía WhatApp