Gran acuerdo para cerrarle el paso a las fake news

128

En época electoral las noticias falsas abundan. Para combatirlas, varias entidades privadas y del Estado sumaron sus fuerzas

La Registraduría, el Gobierno Nacional, la Procuraduría y los partidos suscribieron un acuerdo para cerrarle el paso a las noticias falsas (fake news) y a la información inexacta, en estos momentos de campaña en los que las redes sociales se comienzan a llenar de propaganda negra.

La estrategia denominada “#VerdadElecciones2019” incluye tres componentes: procedimiento de monitoreo de las conversaciones en las redes sociales referentes al proceso electoral, una alianza con la academia y prestigiosos validadores (chequeadores) que permitirá verificar cuales de ellas pueden tener mensajes inexactos o falsos, validar y corregir sus contenidos, y devolver a la redes sociales la información verdadera; el Pacto Ético por la Información firmado por los directores de 17 partidos y movimientos políticos; y memorandos de entendimiento de Facebook, Twitter y Google con la Organización Electoral.

Según el registrador Juan Carlos Galindo, esta es “una estrategia integral que hemos venido desarrollando desde el mes de abril de este año, en la que ahora se implementa un sistema de inteligencia artificial para detectar noticias falsas, mediante un monitoreo de conversaciones en las redes, identificar las que tienen que ver con el proceso electoral”.

“En caso de que se detecte información falsa, un equipo de validadores de Colombia Check, La Silla Vacía, la Universidad Javeriana y funcionarios de la Registraduría, redactarán los mensajes correctos y los pondrán en circulación en las redes sociales para que la gente tenga información veraz”, apuntó.

Pacto con los partidos políticos

Así mismo, en el pacto firmado por los partidos, las organizaciones políticas se comprometieron a difundir en sus canales información correcta, así mismo a promover entre sus afiliados y militantes la necesidad de buenas prácticas de la información en el manejo de las redes sociales.

“Queremos evitar la generación, difusión o promoción de noticias falsas o campañas de desinformación en perjuicio de los adversarios políticos. También buscamos impulsar entre los candidatos y sus seguidores la aclaración pública en caso de comprobar la difusión o réplica de noticias falsas o campañas de desinformación, promover en los electores la educación digital y el respeto para el buen manejo de la información política electoral por medio de redes sociales y en medios de comunicación, así como el uso responsable de las plataformas de comunicación, redes sociales y medios de comunicación”, aseguró Galindo.

En la estrategia también figura un pacto de entendimiento con Twitter, Facebook y Google con la intención de colaborar y mitigar, en el marco de sus posibilidades, la difusión de noticias falsas y desinformación en el proceso electoral. En particular, Twitter y Facebook propenderán por un adecuado flujo de la información que circula en las redes sociales sobre las elecciones de autoridades territoriales.

El registrador Galindo aclaró que “estos memorandos de ninguna manera implican compartir ni hacer uso de datos personales en manos de cualquiera de las partes. El propósito principal es contribuir a la difusión de información oficial de la organización electoral, que aporte a la ciudadanía elementos que le sirvan para ejercer su derecho a votar de manera informada”.

Alteración de la voluntad popular

El vicepresidente del Consejo Nacional Electoral (CNE), Pedro Felipe Gutiérrez, sostuvo que “la elección política se soporta en la libertad y la igualdad garantizando a los elegidos el beneplácito de la mayoría. Uno de los riesgos de la elección política es la desinformación. Con datos, declaraciones o publicaciones que no corresponden a la realidad se puede incidir de manera irregular en la voluntad ciudadana para alterar en las urnas la expresión popular en favor o en contra de un candidato u opción política hoy mediante las redes sociales”.

Según dijo, el CNE “tiene que garantizar la pureza del certamen electoral y para ello ha comprometido a Facebook, Twitter y Google para que sea retirada la información falsa, limitada su circulación o de manera más amplia la correcta para que se puedan menguar los efectos dañinos de la alejada de la realidad. Se logró con Facebook un acuerdo donde se comprometió a facilitar información de perfiles, páginas, grupos y anuncios de su creador y administrador, y en lo que atañe a los anuncios publicitarios las fechas de divulgación, el costo la moneda y el método de pago (…) Google Ad Works también asumió la vigilancia especial de la plataforma frente al contenido engañoso con relación al proceso electoral y la discriminación racial y la violencia política”.

Una mejor democracia

Fernando Carrillo, procurador general de la Nación, expresó que “este es un problema de ética pública. El déficit grande que ha tenido la transformación digital del Estado ha sido la humanización de lo digital. Después de 50 años de la aparición de Internet hoy la democracia tiene muchos retos. La tecnología va a grandes velocidades y las instituciones políticas quedadas, la forma de gobierno aferrada a unos parámetros pasando frente a un simple espectador frente a los desarrollos tecnológicos. La democracia no se ha actualizado frente a las transformaciones digitales”.

El pacto fue exaltado por el presidente Iván Duque, considerando que “este es un gran avance en la democracia colombiana, un pacto por la verdad, un pacto por la calidad de la información que va en defensa irrestricta de los valores de la democracia cuando les delega a los ciudadanos la capacidad de elegir”.

Según el Mandatario, la calidad de la información sobre la que el ciudadano ejerce su derecho constitucional debe estar cimentada en la veracidad de la misma y en su calidad (…) si fomentamos que la calidad de la información sobre la que ejercemos el derecho ciudadano al sufragio es oportuna y contrastable, le mostramos a la sociedad que la democracia va en evolución. Cuando las noticias falsas, la estigmatización, el rumor, la propaganda negra y las bodegas ejercen esa perniciosa influencia sobre el votante podemos decir que la democracia tiene retrocesos”.

 

En el pacto firmado por los partidos, las organizaciones políticas se comprometieron a difundir en sus canales información correcta y promover entre sus militantes la necesidad de buenas prácticas de la información en el manejo de las redes sociales.

En particular, Twitter y Facebook propenderán por un adecuado flujo de la información que circula en las redes sociales sobre las elecciones de autoridades territoriales.

 

 

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

× Contáctenos vía WhatApp