En pleno servicio, circuito La Guaira-Naranjal-Sicana, vía alterna al sur 

462

15 días de trabajo, la Secretaría de Vías e Infraestructura del Departamento finalizó la ampliación y mantenimiento del circuito La Guaira-Naranjal-Sicana, vía alterna desde y hacia el sur el Huila.

La recuperación se dio luego de que la vía nacional o Ruta 45 fuera cerrada el pasado 2 de abril como consecuencia de la caída de una roca en la zona de Pericongo. 

El secretario de Vías e Infraestructura, ingeniero Henry Liscano Parra, recalcó que aunque la vía está a cargo del Instituto Nacional de Vías, por directriz del gobernador Carlos Julio González Villa se intervinieron los 12 kilómetros que incluye el circuito.

Para este propósito, se destinaron 18 máquinas a cargo del Gobierno Departamental, el apoyo de la Alcaldía de Timaná y dos volquetas de Aliadas para el Progreso, empresa que tiene la concesión de la vía nacional.

Desde el año pasado se realizó entre octubre y noviembre un mantenimiento preventivo a este tramo, previendo que se registrara caída de roca Pericongo.

Efectivamente el 31 diciembre ocurrió una emergencia, y el tránsito liviano fue desviado por Naranjal. 

“Ahora, con este nuevo cierre de la vía nacional, lo que hicimos fue ampliar la vía  alterna de cuatros metros, que estaba en varias partes, a ocho y hasta nueve metros”, comentó.

Liscano Parra precisó que desde ayer domingo a las 6:30 p.m., la vía se encuentra en servicio las 24 horas del día para tránsito liviano.

Los vehículos pesados continúan pasando por Pericongo entre 6 a.m. a 6 p.m., de manera restringida cuando se presenten lluvias. 

“La maquinaria se desplazará a la ruta Pitalito-Acevedo-Avispero, cruce vía al Caquetá, circuito de 42 kilómetros, con el fin de realizar el mantenimiento, debido a que también se está utilizando como vía alterna por toda clase de vehículos”, manifestó.

Otros frentes

Un kit de maquinaria de la Gobernación se encuentra en el municipio de Colombia terminando los siete kilómetros de vía nueva, para conectar el casco urbano con más de 13 veredas que resultaron incomunicadas por la caída del puente El Totumo, a finales del año pasado.

En 15 días se estaría entregando al servicio de la comunidad.

En la vía al corregimiento de Vegalarga, de Neiva, un kit de maquinaria retira derrumbes y recupera la banca en varios sitios.

Luego de finalizada esta labor, el equipo se desplazará a rehabilitar el anillo turístico en Villavieja.

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

× Contáctenos vía WhatApp