‘El Totumo’, un puente a punto de colapsar en Colombia – Huila

564

El puente ‘El Totumo’, una de las estructuras viales más antiguas del municipio de Colombia, presenta graves afectaciones debido a varios factores tales como el deterioro producido por la acción del tiempo y las olas invernales de los últimos años.

Debido a esto, en el municipio de Colombia se han producido situaciones de emergencia que requieren de la intervención inmediata de las administraciones municipal, departamental e incluso nacional, por lo menos esto es lo que piensa el Cabildante Municipal de la localidad Manuel Alberto Cuadrado Rincón, quien en expresó que en este referente puntualmente está hablando de la situación actual del puente El Totumo, el cual se encuentra ubicado sobre la margen del río Ambicá y presenta graves afectaciones por las fuerte lluvias, que producen que este afluente hídrico cause constantes daños a esta infraestructura, sobre todo al estribo derecho que se encuentra descendiendo al río.

La solución que ha optado la administración municipal en cabeza de la alcaldesa Adelia Guzmán García, es  hacer cierres parciales y provisionales de la vía y mingas comunitarias con la población aledaña directamente afectada; algo que según el concejal es muy bueno pero no suficiente, ya que lo que se busca es hacer eco en instancias superiores como la administración departamental y hacerle llegar un llamado importante para poder mejorar esta situación.

Las últimas emergencias invernales, sumado con el deterioro producto de los años, tiene en malas condiciones al puente El Totumo en el municipio de Colombia, el cual es uno de los más importantes del lugar.
El puente que comunica a seis veredas del municipio con el casco urbano, es uno de los más antiguos, con 50 años de existencia.
Recientemente debido a las fuertes lluvias se tuvo la necesidad de construir 12 gaviones con el objetivo de prevenir una emergencia.

Importancia del puente

El puente ‘El Totumo’ está considerado como uno de los pasos más importantes del municipio, ya que el puente es la única vía que comunica a siete veredas en las cuales viven más de 1500 personas, que quedarían marginadas del casco urbano al presentar el desplome de esta infraestructura, causando así un grave perjuicio a la comunidad al no poder hacer llegar sus productos agrícolas, debido a que estas veredas son la despensa agrícola de la región.

Daños recientes

A causa de las recientes precipitaciones, el puente sufrió una afectación debido a una creciente del río Ambicá, lo que originó que hubiera una reunión con la comunidad y la administración municipal, en donde se tomó la decisión de construir doce gaviones como medida preventiva para evitar que el puente se lo vaya a llevar el cauce del río.

“Cabe resaltar que este puente ya cumplió su vida útil y que por consiguiente necesitamos que lo reemplacen, incluso puede tener unos 50 años. Antiguamente el ingreso al pueblo era por este lugar, era la variante del totumo, le  tocaba a uno llegar casi al pueblo, coger río arriba y subir como 10 kilómetros, pasar el puente y devolverse nuevamente al casco urbano” afirmó Cuadrado Rincón.

Alternativas

El concejal expresó que se ha propuesto a la administración municipal que un kilómetro arriba sobre la ribera del río se pueda construir una nueva infraestructura, lo que quitaría un paso que tenemos a 500 metros, en donde hay una problemática que consiste en que  en ese punto del puente  hay una quebrada que también cruza por aquí, y la vía y ese paso por también es crítico. Se ha hecho un estudio para poder hacer una infraestructura en ese paso y costaría cerca de 700 millones de pesos, que sería estrictamente necesaria, debido a los precedentes que se tienen en el sentido de que ya se han construido 3 o 4 obras en puntos cercanos, pero cada vez que crece esta quebrada, se las ha llevado perdiéndose así la inversión, además de llevar material de arrastre al río causándole graves daños.

En consiguiente, lo que se plantea es que se haga un puente un kilómetro arriba de El Totumo y así se evitarían los problemas antes mencionados, pero se tiene que pedir consentimiento a los propietarios, porque en el sector se tienen que abrir casi 1000 metros y eso es propiedad privada.

“Lo que tenemos que hacer es  diseñar un proyecto bien elaborado para que cuando vayamos a tocar las puertas de los dirigentes, podamos  tener una iniciativa real para poder solucionar este problema de raíz.” puntualizó el cabildante.

Algunas ayudas no han llegado

El año pasado, en el sismo del 30 de octubre,  se presentó la primera emergencia sísmica más significativa, en su momento se empezó a hacer el censo para poder hacer la categorización de cada una de las personas que sufrieron algún tipo de afectación, las ayudas llegaron diligentemente, pero hubo algunas quejas en donde se solicitó a la administración municipal explicar cuáles fueron los ítems que se tuvieron en cuenta, para saber a quién le correspondía cada uno de los kits, ya que hubo personas que se quedaron por fuera y que sufrieron una afectación  y no se dio la solución.

En lo referente al movimiento telúrico del pasado febrero, las ayudas no han llegado, por lo que se hace imperativo solicitarle al gobierno departamental para que lleguen las ayudas y la colaboración con el gobierno nacional, “necesitamos que nos apalanquen, pero la respuesta que nos dan es que las ayudas están demoradas porque se han priorizado los recursos para los municipios de Campoalegre, Rivera y Algeciras” indicó Manuel Alberto Cuadrado Rincón.

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

× Contáctenos vía WhatApp