¿Cuál es tu Ikigai? – El mío es la Diabetes

0
Por Caly Monteverdi

¿Qué? Sí, me encanta encontrar vocabulario en otros idiomas: Ikigai o “Mi razón de vivir”,un motor que nos alienta a levantarnos para ser y hacer lo mejor.Eso que nos da el motivo para existir, mezclado a mi vocación de comunicar se genera un combo espectacular.La cultura japonesa tiene muchos ejemplos que expresan conceptos sorprendentes que no poseen una traducción específica.

Todos tenemos algo” dicen las abuelitas, el tema es como lo enfrentamos. Mi “algo” es la Diabetes, entonces: ¿Sentarme a esperar que haya una cura? ¿Enojarme con el mundo y gritar por qué a mí? Elijo avanzar ¡forjando positivamente mi destino! Me ocupé de los obstáculos y no me quedé en las pre-ocupaciones que solo generan estrés.

Mi Ikigai es justamente la Diabetes ya que no es solo aceptación, sino parte de mi cotidianeidad, implica evolucionar sin estancarse. Así, con el paso del tiempo, me fui comprometiendo con mi realidad, y agradecido por toda la fantástica colaboración que recibí, y quise devolverlo: tengo valiosos amigos en todo el planeta gracias a esto con los que generamos constantes cadenas de favores solidarias aportando soluciones a gente que lo necesita.

¿Efectos colaterales? ¡Gracias a ella conocí a mi esposa la Doctora Diabetes! Por haber colaborado (cuando podría no haberlo hecho) como jefe de prensa de la Federación Argentina de Diabetes (FAD) tuve el mejor regalo del mundo, conocer a mi media naranja. Y encima tengo más motivos para agradecer imagínense…

A todo esto le sumo aplausos para la tecnología: desde grupos de whatsapp universales donde uno puede salvarle la vida a alguien con un comentario productivo hasta herramientas que facilitan el día a día. Aprendemos a demostrar valentía, a unirnos sin fronteras ni religiones, menos distinción de razas o creencia política. ¡Qué ejemplo que nos hace sentir orgullosos de pertenecer! Ah, ¡Soy biónico también! ¿Cómo así Caly? (se preguntarán) uso un dispositivo que es lo más parecido a un páncreas con inteligencia artificial… ¡Esto sí es el famoso empoderamiento del ser humano como paciente!

La cantidad de conexiones neuronales desde pequeño generadas por el ejercicio de cuidarnos nos ha generado un poder mental fabuloso, un ejercicio cerebral diario que realmente amplia el universo personal. Plasticidad neuronal asegurada. Y con estos tiempos de pandemias nos ha enseñado que todo puede pasar y la Diabetes me ha preparado para momentos así inclusive, enseñado a eliminar prejuicios y valorar cada momento como si fuera el último.

Por todo esto es mi Ikigai, la luz que ilumina el camino que siempre elijo. Forjando el destino y con tranquilidad de hacer todo lo que está al alcance de uno, desafíos complejos que lo hacen a uno madurar con la grata sensación de superación. Vivo por ella diría Andrea Bocelli. Una lección constante y productor de felicidad plena.

Me despido aprovechando los aportes japoneses y les deseo mucho Chowa (¡a los inquietos les recomiendo buscar esta palabra!) y retomo: ¿Cuál es tu Ikigai entonces?

***Acerca del autor

Lic. Caly Monteverdi
@calytoxxx
Comunicador estratégico creativo free lance
Conferencista internacional
Periodista argentino miembro del Foro de Periodismo Argentino (FOPEA) desde 2005
Apasionado por la Neurocomunicacion y la PNL (Programación Neuro-lingüistica)
Egresado de la Univ. del Museo Social Argentino (UMSA)
Creador de publicaciones y asesor creativo de distintos medios
Jefe de Prensa de la Federación Argentina de Diabetes (FAD)
Corrector de distintas publicaciones
Asesor estratégico de distintos líderes de opinión

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.