Colombiano técnico biomédico impulsa desde Australia el Rugby League

740

Juan David Espinal lleva viviendo más de ocho años en Australia, ya tiene residencia, desempeña su profesión como técnico biomédico en uno de los hospitales más grandes de la ciudad donde vive; este colombiano a cientos de kilómetros labra el sueño de impulsar y fortalecer el Colombia Rugby League una modalidad que poco se conoce pero que ya tiene sus pinos, ya son reconocidos por la International Rugby League y se hacen las gestiones para lograr acreditarse como deporte oficial en Colombia.  

Por: Isauro Quintero Barrera
Twitter: @chequiba
Instagram: chequiba
Especial/24-7Semanario

Hablar con Juan David Espinal residente en Australia es jugar un poco con la zona horaria, son aproximadamente quince horas de diferencia con Colombia y para llegar allá se gasta un promedio de 43 horas de viaje a una distancia de 14.919 kilómetros, hoy en día la tecnología corta dichos trayectos y en medio de sus ocupaciones como técnico biomédico en uno de los hospitales más grandes del gobierno australiano logró contar parte de su historia, su obsesión por el rugby y sus proyectos.

Con 33 años de edad la vida ha sido de grandes cambios y adaptaciones para Juan David, un paisa nacido en Jericó el 12 de noviembre de 1987, actualmente vive en Australia, desde allí impulsa la modalidad del rugby league y sus inicios fueron en Latin Heat selección latina de rugby league integrada por jugadores provenientes de Latinoamérica en Australia, su gran objetivo es promover dicha modalidad deportiva en toda América. Con el equipo David ha logrado participar en partidos internacionales ante la India, África, Portugal, Tailandia, Grecia e incluso participar en el 2018 en el Emerging Nations World Cup un mundial disputado en Sídney donde participaron Naciones Emergentes.

Hace ocho años está radicado en Australia y trabaja como técnico biomédico en uno de los hospitales más grandes de dicho país.

“La vida y las cosas conspiran y te ponen en el lugar donde debes estar, salí de Colombia en un momento donde mi pareja estaba sin empleo, yo estaba en una situación económica complicada, la empresa donde trabaja no tenía las mejores garantías, eso fue una suma de muchas cosas para en últimas decidir irme, aquí en Australia tengo una amiga de la infancia, fue más llevadero cuando te mueves a un país donde alguien está allá y te va a asesorar un poco y de esa forma decidimos junto con mi pareja movernos hasta acá” contó el colombiano Juan David Espinal desde Australia.

La cara del partido de la vida cambió

Dejar un país de habla hispana fue todo un reto que asumió con su pareja, llegar aun territorio donde en su gran porcentaje se habla inglés fue otro reto, pero se afrontó, “toca hacer cosas que a veces no pasan por la mente, acá uno cambia el modo y es más de supervivencia y sirve todo, cuando no tienes el idioma, estuve limpiando un edificio, en un restaurante lavando platos, ayudando en la cocina, en verdulería, empecé a buscar en la parte biomédica tocando puertas, hasta que se dio la oportunidad y ahora trabajo en un hospital del gobierno, es el segundo más grande de la ciudad o del estado donde vivo” explicó el colombiano.

Luego de un tiempo logró homologar su título, realizó las gestiones de residencia, aprobó los exámenes de inglés y ya todo cambió, hasta el espacio para el deporte también se optimizó, luego de acomodarse empezó a buscar varios equipos hasta que encontró una página en Facebook llamada Latin Heat, “les escribí que estaba interesado en conocerlos, jugar, logré hacerlo; ahora me dedico a trabajar tiempo completo, llevo seis años, el rol mío es estar pendiente que los equipos médicos estén funcionando bien, hay mantenimientos preventivos, correctivos  y entre otras cosas impulso este deporte para Colombia”.

“Toca hacer cosas que a veces no pasan por la mente, acá uno cambia el modo y es más de supervivencia y sirve todo, cuando no tienes el idioma, estuve limpiando un edificio, en un restaurante lavando platos, ayudando en la cocina…”.

¿Cuál es la diferencia del Rugby League?  

El principio es el mismo, pasar el balón siempre hacia atrás o en diagonal hacia el área del contrincante y ponerlo en el campo opuesto, pero en cuanto a las reglas cambian varias de ellas en el juego, el puntaje es diferente, se tienen cinco opciones para anotar el try o sino pasa a posición del otro equipo; en cuanto a la labor que se ha hecho en Sur América y Colombia ha sido bien interesante, muchas personas se han unido al clan, les ha gustado nuestra forma de trabajar y de los proyectos que se vienen. Por el tema del coronavirus creo que todos nos hemos visto afectados especialmente en deporte de contacto como el rugby y en general, pero seguimos trabajando.

La idea al principio fue involucrar todos los latinos que están en Australia o con descendencia latina con el rugby league y luego de eso promover el deporte hacia Suramérica, ese fue el objetivo principal que se ha cumplido porque ahora tenemos países como Argentina, Brasil, Chile, Perú, esto es cien por ciento sin ánimo de lucro, muchas de las cosas son voluntariado ya que estamos empezando y no tenemos mucho soporte económico y todo va por buen camino, en Colombia ya tenemos gente jugando en el Magdalena, Santa Marta, Cali, Bogotá, Antioquia, tenemos un suramericano que está pendiente para llevarse a cabo en Colombia por temas del coronavirus se ha movido y esperar como evolucionan las cosas.

Desde Australia, ¿cómo coordinas el rugby league en Colombia?

Con el tema de coordinación desde Australia yo soy la cabeza, es decir como representante ante la International Rugby League que es el ente que regula internacionalmente este deporte, aquí es donde se juega y está la casa de la federación, hacemos parte de la federación que se encarga de la parte latinoamericana donde se están haciendo cambios ya que apenas había como dos o tres grupos grandes por continentes, como no teníamos tanta gente jugando en el continente americano ahora ya se está intentando que Canadá, Estados Unidos, Jamaica, Colombia, Chile y Brasil estén en un solo grupo, desde acá se les trata de ayudar con lo que más se pueda especialmente con el idioma, se habla con gente en Colombia donde tenemos interesados en el tema, todas las reglas están en inglés y uno les apoya en la traducción y compartir el conocimiento que uno tiene.

¿Cómo fueron sus inicios en el deporte en Australia y cómo van las cosas?

Cuando yo llegué a Australia por primera vez el cambio es inmenso, estamos a 15 horas de diferencia de Colombia, para llegar aquí necesitas al menos viajar dos días entre escala y escala y llegas a un país y ciudad donde no es tu idioma y otras cosas, pero con el bolso lleno de ilusiones y ganas para salir adelante, una de ellas era continuar jugando el deporte que practicaba en Colombia; luego de unos meses vine a encontrar a Latin Heat en redes sociales, me reuní con directivos, ahí empezó todo esto entrenando, jugando, la evolución ha sido bastante, se ha aprendido bastante, es un deporte para nosotros los latinos super nuevo y diferente, se han llevado a cabo muchos partidos internacionales como no jugamos ligas internas en este momento sino que son equipos internacionales como Grecia, Portugal, Tailandia, Filipinas, entre otros.

Todo el mundo ha sido afectado por el covid-19, pero he tenido también un par de lesiones, también he parado el tema del deporte, la semana pasada me encontraron un problema en una rodilla de una cirugía que me quedó mal hecha, ahora me tienen que hacer otras dos cirugías para solucionar dicho problema, entre golpe, recuperación, jugar y entrenar, la idea es que pueda volver a las canchas y no tengo idea cuando.  Por ahora estoy más enfocado en tratar de ayudar a los pelados de Colombia, estoy entrenando normal, voy al gimnasio, hago mis cosas, no estoy jugando para un equipo porque estoy a espera de la cirugía, no quiero arriesgar.

¿Cómo ha sido esa experiencia de participar en un mundial y de encarar selecciones internacionales?

Fue uno de mis topes más importantes, se jugó en Sídney, fuimos un equipo de varios jugadores de varios países latinos, fueron dos semanas de juegos, tres partidos en una semana, fue muy bonito poder conocer otras culturas, además te encuentras con personas muy buena, atlética, super grandes y fuertes.                                                                                                                        

“La vida y las cosas conspiran y te ponen en el lugar donde debes estar, salí de Colombia en un momento donde mi situación económica estaba complicada”.

¿Cuál ha sido la situación más incómoda o triste y la más destacada?

La más incómoda es en el momento es que estás jugando, te lesionas, pero tu cuerpo quiere estar dentro de la cancha, pero uno sabe que físicamente no se puede estar, me pasó en un partido contra Tailandia, que la cancha estuvo bastante mojada, en una de las jugadas mis botas o guayos se quedaron ancladas en el piso y yo roté, la rodilla sufrió, me vendé e ingresé, pero sabía que había un daño, pero la mente quería estar allí.  El más feliz antes que hicieran la convocatoria para ir al mundial, uno debe prepararse, había bastante gente para ser seleccionada, se tenía que tener dedicación, la felicidad es cuando te llaman o pasan una carta expresando que vas a jugar con Latin Heat en Emerging Nations World Cup.

¿Qué opina del rugby colombiano y qué hace falta para fortalecerlo?

Hablaré del rugby en general, es un deporte nuevo donde el apoyo no es mucho, eso es fundamental para fortalecerlo, cuando toca con las uñas es difícil, como voluntario es difícil, buscar apoyo de empresas, el dinero que se invierte en deporte no es mucho, nosotros estamos en el proceso de acreditarnos como deporte oficial en el país y eso conlleva mucho papeleo y demás, estamos acreditados internacionalmente somos miembros de la Federación Internacional de Rugby, eso nos ha ayudado a que crean en nosotros, en el 2019 se jugó un partido de Rugby League de Chile y Santa Marta en esta ciudad.

“La idea al principio fue involucrar todos los latinos que están en Australia o con descendencia latina con el rugby league y luego de eso promover el deporte hacia Suramérica”.

¿Cuál es la metodología de entrenamiento realizada para mejorar el rendimiento en jugadores y poder consolidar los equipos?

Es un conjunto de muchas cosas, una de ellas es que cuando comemos bien el cuerpo funciona bien para cualquier entrenamiento, tratamos que la persona emocionalmente esté bien, hay entrenamientos en el gimnasio para fuerza, de velocidad en el campo, hipertrofia para los que son gorditos y juegan de delanteros, durante la pandemia se hicieron clases virtuales gracias a Apu una persona clave, ya que no se podía salir a las canchas.

¿Cuáles son los planes o proyectos por cumplir?

Tengo 33 años, quiero jugar en Colombia por última vez con la Selección de mi país, quiero lograr organizar el suramericano de Rugby League en Jericó, Antioquia ya que ha tenido que ser aplazado en dos oportunidades una por falta de recursos y otra por la pandemia. Actualmente estamos con el tema de legalización como empresa, ya se están formando clubes en algunas ciudades y queremos crecer, queremos que se empiece a jugar el rugby league en todas las regiones del país, que se participe internacionalmente y quitar la fama de nuestro país, por ejemplo, aquí lo primero que te dicen es cocaína y Pablo Escobar, sería bueno quitar esa imagen, mostrar que no todo es malo.

¿Qué es lo que más extraña de Colombia?

Cuando te montas en un avión y no tienes tiquete de regreso empacas maletas de sueños y ganas, también de nostalgia de dejar personas que quieres, familia, amigos, hermanos, abuelos, mucha gente que hace parte de tu vida, tu ciudad, aquí la gente es más fría no tan amigable, soy de Jericó, Antioquia y luego me mudé a Medellín, la comida que es diferente, no están los frijoles, el arroz, el sancocho, se cambia por otras cosas o busca uno luego la forma y los ingredientes para hacerlo.

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

× Contáctenos vía WhatApp