Aumentan denuncias por presencia de caracol africano en el Huila

448

Especial – Diario del Huila

En el marco del Plan Nacional Interinstitucional de los sectores ambiental, agropecuario, salud y defensa para la prevención, manejo y control de caracol gigante africano y la resolución 0654 de 2011, la Corporación Autónoma Regional del Alto Magdalena-CAM, en coordinación con entidades como alcaldías, gobernación, Defensa Civil, Ejército Nacional, Policía, Bomberos, entre otras instituciones, han adelantado acciones preventivas y de control para contrarrestar la propagación del caracol africano en el territorio huilense.

Se han recibido y atendido cerca 88 denuncias relacionadas con la presencia del caracol africano en diferentes puntos de municipios como Neiva, Yaguará, Palermo, Rivera, Campoalegre, Garzón, Gigante, Tarqui, Pital, Agrado y Pitalito. En estas visitas procedieron a identificar la especie, reconocer las condiciones que favorecen a la plaga, la recolección de la especie (aproximadamente de 2 a 10 kilos por actividad) y capacitación a la comunidad.

Se realizaron actividades de recolección en articulación con las alcaldías de Tarqui, Yaguará, Pital y Agrado en donde se suministraron elementos como guantes, tapabocas y cal para fortalecer el apoyo prestado por las alcaldías en la atención de esta problemática.

Desde el 2014, se vienen realizando socializaciones con los diferentes actores institucionales del departamento para darles a conocer los aspectos técnicos y normativos del manejo de esta especie invasora y formular una matriz preliminar del Plan de acción intersectorial para el control y manejo de la especie invasora caracol africano (Achatina fúlica) en el Huila.

La especie

El Caracol Africano (Achatina fúlica) es originario África oriental (Kenia y Tanzania) y varios países del sur del Sahara y centro del continente, puede sobrevivir en todos los climas del país (ha sido hallado desde el nivel del mar hasta 2600 msnm).

El caracol gigante africano se caracteriza por tener una concha que puede llegar a alcanzar los 13 centímetros de longitud, de forma helicoidal conformada por 7 a 9 vueltas y con una punta nítidamente aguda. La superficie de la concha es lisa, lustrosa con bandas longitudinales grandes e irregulares de color violeta oscuro o marrón sobre un fondo amarillo claro. Estos caracoles pueden vivir entre tres y cuatro años.

Prevenir la proliferación

Con el fin de prevenir la proliferación y establecimiento del caracol africano al interior de su comunidad, existen algunas actividades que se pueden realizar.

  • Evite acumular basuras y escombros de manera inadecuada en lugares como parques, lotes baldíos, jardines, andenes, etc; es en estos lugares donde los caracoles se pueden alimentar, esconder, entra en contacto con ratones y reproducir.
  • Realice mantenimiento periódico de parques, jardines y lotes baldíos para evitar el crecimiento excesivo de la vegetación como pastos y arbustos.
  • Recoger los excrementos de animales domésticos (Ej. Perro), porque son una fuente directa de alimento para el caracol.
  • Revisar las plantas o tierra que vaya a introducir en su jardín o finca, ya que estos pueden contener huevos, juveniles o adultos de caracol africano.
  • No arroje los caracoles (incluso muertos) a la basura, vía pública o fuentes de agua pues se puede facilitar su dispersión a otros lugares, agravando la problemática en su región.
  • Evitar el comercio y movilización ilegal de caracoles para fines  alimenticios, medicinales, estéticos (baba de caracol) o deleite (mascota), aun no se tiene conocimiento si el caracol se ha dispersado por sus propios medios a ecosistemas naturales, solo se relaciona su movilización con las actividades humanas. Estas actividades son delito y deben denunciar a las autoridades policivas.

Recomendaciones de manejo

  1. Identifique plenamente todas las características físicas del caracol africano como su color y forma de la concha para poder diferenciarlo de las especies de caracoles nativos que no deben ser sacrificados.
  2. Siempre manipule los caracoles con guantes, bolsas plásticas o cualquier otro material que no permita el contacto directo de la piel con el cuerpo y las secreciones del caracol. Estos elementos deben ser desechados.
  3. Deposítelos en bolsas plásticas (negras, rojas o reutilizadas de supermercado) o canecas con tapa, siempre en cuando NO sean utilizadas posteriormente para almacenar alimentos o agua. A este recipiente se debe agregar sal de cocina, cal agrícola o cal viva, directamente sobre los animales adicionando en lo posible un poco de agua hasta cubrirlos. Para mayor efectividad se deben romper las conchas con un bastón.
  4. En caso de recolectar huevos de caracol africano, los cuales parecen pequeñas esferas de color blanquecino, depositarlos en un recipiente plástico con la solución de 3 partes de agua por 1 de cloro, este tratamiento debe durar más de 4 horas.
  5. Se debe cavar un agujero de 80 cm de profundidad en la tierra (lejos de fuentes de agua, zonas de derrumbe o basureros), al cual se le debe colocar primero una capa de cal sobre la cual se depositen los caracoles sacrificados junto con las mezclas de cal- agua, luego tierra, luego otra capa de cal y finalmente más tierra.

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

× Contáctenos vía WhatApp